Conozca la suite de Alberto Fujimori en DIROES

Celda de 10 mil metros cuadrados es para un solo interno. INPE y DIROES, Justicia y el Interior, sin la orden presidencial, no habrían permitido que el penal Barbadillo sea el cuartel general de campaña de Fujimori.

Edmundo Cruz y Jonathan Castro

info_3.jpg

El Establecimiento Penal Barbadillo (DIROES) tenía un área de 891.32 metros cuadrados cuando el ex presidente fue sentenciado y empezó a cumplir su condena, en abril del 2009. El 27 de julio de ese mismo año, esa extensión se amplió a 10,050 metros cuadrados, o sea, se multiplicó por diez. Se cedió toda una manzana para albergar a un solo interno.

La cesión fue autorizada por el ministro del Interior, Octavio Salazar Miranda –ahora congresista electo por Fuerza 2011–, a pedido del titular de Justicia Aurelio Pastror Valdivieso. La resolución no se publicó en el diario oficial. La sacó a luz la prensa.

Mejoras y gollerías

La celda inicial de Fujimori, con sala de estudio, dormitorio, comedor y baños, se fue surtiendo de comodidades. Se habilitó un salón contiguo de 5 por 10 metros como sala de visitas, alfombrado, con aire acondicionado, frío bar, microondas, sillón de masajes y televisor.

Para la comunicación de Fujimori con el exterior se instaló una cabina telefónica, aunque sólo

podía recibir llamadas. La limitación se franqueó sin dificultades. Se permitió que utilizara celulares a discreción con chips que se cambiaban cada tres días. Sus visitantes partidarios se encargaban de comprarlos en Las Malvinas.

Las mejoras continuaron. El comedor del personal policial de seguridad se transformó en un gran salón para artes manuales y sesiones de canto.

Pero a medida que se aproximaba la campaña electoral, los acondicionamientos del Establecimiento Penal de DIROES fueron perdiendo su toque benéfico personal. Y afloraron los objetivos políticos.

Cuartel de campaña

De ese modo, la sala de artes manuales no tardó en convertirse en el punto de encuentro semanal de los 300 representantes de base del fujimorismo, responsables de la campaña electoral de

Fuerza 2011. La asistencia era premiada con estímulos económicos.

En el mismo recinto, los dirigentes nacionales de Fuerza 2011 y Fujimori tomaron las decisiones políticas mas importantes de la campaña.

De DIROES había partido la campaña de recolección de firmas para inscribir a la nueva denominación del fujimorismo.

El interno encargó la tarea a su hijo Kenji y a “La célula” comandadas por Gerardo Rejas Tataje y José Contreras. Y no son pocos los candidatos al Congreso por Fuerza 2011 que han confesado que su inclusión en la lista pasó por el penal de DIROES.

Ahora es claro, la ampliación del penal para estos fines políticos decidida por los ministros del Interior y de Justicia de ninguna manera pudo darse sin la aprobación del presidente Alan García.

El financista

Son notables los acondicionamientos exteriores a la celda (mejor dicho, al departamento)que habita Fujimori. Se ha habilitado una playa de estacionamiento, lo que contradice a la titular de Justicia, que negó esos espacios.

Otras novedades son los andenes ornados con cabezas clavas y un lanzón monolítico al estilo Chavín de Huántar. Labor para la que se trajo piedra laja de Marcahuasi, y obreros del mismo lugar, que el ex presidente solía visitar.

Todo esto financiado por el empresario Germán Kruger. Él no sólo ha corrido con esta inversión sino con una larga lista de gastos para granjearse el apoyo del personal de INPE y de DIROES, incluidas sus autoridades. Su secretario-tesorero en el sitio es el comandante Gerardo Rejas.

Publicación original.

Anuncios

La historia del mayor Kaser

Ex jefe de seguridad externa de la Diroes mayor PNP John Kaser intentó frenar privilegios de Alberto Fujimori otorgados por el gobierno de García. En represalia lo cambiaron a penal hacinado de terroristas, siendo él uno de los que capturó a Guzmán.

Edmundo Cruz y Jonathan Castro.

mayor.jpg

Oficiales de la Diroes, disconformes con los privilegios que goza el interno Alberto Fujimori, entregaron a este diario pistas para revelar los abusos que se han cometido contra el mayor John Adolfo Kaser Ocharán, ex jefe del Grupo de Seguridad Externa del Penal de Barbadillo, en represalia por sus intentos de que el ex presidente ajuste su conducta a lo establecido por las normas penitenciarias.
El caso se desató el 8 de noviembre del 2008, cuando el mayor John Kaser fue intempestivamente cambiado al Penal de Máxima Seguridad Miguel Castro Castro.
Este centro penitenciario está hacinado de sentenciados por terrorismo a los que el mayor Kaser combatió como miembro del Grupo Especial de Inteligencia (GEIN). Él integró el célebre grupo de setiembre de 1991 a enero de 1997. Fácilmente podía ser identificado durante su estancia en Castro Castro. Tal cambio solo se da previa investigación administrativa. Aquí no la hubo, ¿por qué, entonces?

LOS MOTIVOS
El cambio “se debió al extremo de celo del suscrito en sus funciones cuando se desempeñaba como jefe del Grupo de Seguridad Exterior del Penal Barbadillo (Diroes) donde se encuentra el interno Ing. Alberto Kenya Fujimori”, afirma el comando policial en una solicitud dirigida al Presidente de la República, Alan García, el 3 de setiembre del 2009, que este diario obtuvo a través de fuentes en la Inspectoría General PNP. En el documento, Kaser pedía una audiencia con el presidente García.
Allí mismo argumenta que se mantuvo celoso en su función “a fin de cautelar la seguridad laboral y jurídica del personal a su mando, estabilidad que podía ser mellada en caso reportaran hechos irregulares dentro del penal por parte del poderoso interno”.
Los oficiales de la Diroes, cuya identidad nos reservamos, informaron que él fue el más férreo opositor a las conocidas visitas nocturnas a la celda del interno. Uno de los enfrentamientos se produjo cuando Kenji Fujimori hizo ingresar, con consentimiento de las autoridades del INPE, al grupo Los Iracundos para el cumpleaños de su padre el 28 de julio de 2008.
Esta actitud de celo en el cumplimiento de sus funciones “al parecer generó malestar en el comando de ese entonces y en el posterior”, afirma el mayor en su demanda ante el presidente García.
La referencia a los comandos tiene nombre propio. En el 2008 comandaba la Diroes el coronel Alfredo Miranda Benavides, luego ascendido a general y hoy jefe de la Dicscamec. El 2009 le sucedió Gudencio Debenedetti Vargas Machuca, hoy director de Planeamiento y Presupuesto de la PNP. Por sobre ellos estaba Octavio Salazar, director general de la Policía en el 2008 y ministro del Interior en el 2009. Hoy es flamante congresista por Fuerza 2011.
La represalia al trasladarlo a Castro Castro fue tan evidente que el mismo coronel Alfredo Miranda fue al penal Castro Castro 8 días después, el 26 de noviembre, y ordenó el jefe de ese penal que pusiera a Kaser Ocharán a disposición de personal, lo que equivalía a sacarlo de ese establecimiento penal donde era un “blanco potencial” para los terroristas. Fue una “orden superior” habría reconocido el propio Miranda en la documentación oficial a la que La República ha tenido acceso.
El mayor John Kaser fue destacado después a Recursos Humanos de la PNP, Inspectoría y actualmente en el Estado Mayor de la Dirección de Derechos Humanos. Pero lo del “destaque” a Castro Castro fue apenas el comienzo de una historia que tiene los visos de una represalia.
En noviembre del 2008 comenzaron a sonar las llamadas en el teléfono particular del mayor Kaser Ocharán con amenazas de muerte, las mismas que persisten hasta la actualidad. Las voces de hombre y de mujer se repiten identificándose como pertenecientes a Sendero Luminoso. Los intimidatorios mensajes hacen referencia a que él “osó poner tus (sus) manos sucias y apestosas al Presidente Gonzalo y eres un gran dolor de cabeza para el Partido”, según refiere un parte de la Dircote.
Pero la factura deja dudas. El probable psicosocial deja sentir sus efectos. El hijo del mayor Kaser Ocharán, un joven que atravesaba los 15 cuando estas llamadas comenzaron, ha entrado en crisis física y psíquica.
Oficiales cercanos al mayor indicaron a este diario que las versiones que circulan indican que los verdaderos autores de las llamadas serían agentes del Servicio de Inteligencia leales al fujimorismo. Esta sospecha nace del hecho de que el teléfono de casa del mayor Kaser es privado (no aparece en la guía telefónica) y el único sitio en el que lo anotó fue cuando entró como jefe de Seguridad Externa de Diroes cuando internaron a Fujimori.
La paciencia del ex GEIN Kaser Ocharán se ha agotado. Comenzó con una denuncia ante la comisaría de Chaclacayo y llegó hasta Palacio de Gobierno, pasando por el Ministerio del Interior. El caso ha sido investigado por Dircote con participación del Ministerio Público, sin ningún resultado.
La conclusión a la que llega la Dircote es que en efecto es cierto que el mayor recibe amenazas y por tanto se le recomienda que “adopte sus medidas de seguridad personal” y que la Administración de Personal PNP disponga en qué lugar debe laborar.
Desde el jueves hemos llamado insistentemente al actual director general de la PNP, Raúl Becerra, pidiendo que se autorizara una entrevista al mayor Kaser. Ofrecieron responder, pero hasta hoy no cumplieron su deber.

Participó en la captura de Abimael Guzmán
Recién egresado de la Escuela de Oficiales PNP, ingresa al grupo especial GEIN en el año 1991, bajo la dirección de Marco Miyashiro y Benedicto Jiménez. Participó en la captura del líder terrorista Abimael Guzmán Reynoso y el buró político de Sendero Luminoso.
El 1º de enero de 1995 participó en el enfrentamiento contra miembros del MRTA en la Alameda del Corregidor en La Molina. Capturaron a Lori Berenson, Gustavo Castrellón y Miguel Rincón, entre otros.
Destacado a Uchiza, frustró un asalto al Banco de la Nación en el que solo se enfrentaban 5 policías contra 50 terroristas en 1999. Logran rescatar con vida a la administradora y trabajadores del banco.
Entre 2004 y 2007 trabajó en la Diroes PNP, donde realizó capturas y tuvo enfrentamientos armados contra delincuentes terroristas, tanto en el Huallaga como en el VRAE.

Publicación original.

Diligencia fiscal en DIROES solo entrevistó a Fujimori y al jefe del penal

Diligencia se limitó a entrevistar a Fujimori y a jefe del penal. No describe la celda ni identifica las visitas. No precisa si hay vehículos y estacionamientos. No inspeccionó el ex CENIN… Y fiscal titular brilló por su ausencia.

Edmundo Cruz y Jonathan Castro

dioressss.jpg

Un manuscrito de 54 líneas, de las cuales solo seis están referidas a la inspección del Establecimiento Penal Barbadillo, que era el objetivo de la diligencia. Tal es, en síntesis, la estructura de la precaria acta levantada por el fiscal adjunto Manuel G. Bastos Cumpa.

El documento está dedicado sobre todo a recoger la defensa del interno Alberto Fujimori y los informes de tres autoridades del penal.

“No tengo absolutamente ningún reclamo ni queja respecto a mi persona”. “Respecto al proselitismo político –de que hablan los medios– es completamente falso”, afirmó.

El acta no contiene ninguna descripción de los ambientes de la celda ni de los alrededores. El ex CENIN sencillamente fue ignorado. Las seis personas de visita no fueron identificadas, solo se anota que aguardaban al interno en la “sala de visitas”. Tampoco se menciona si hay vehículos o espacio para camiones de carga.

Una diligencia muy lejos de la investigación rigurosa que señaló el presidente García. Al contrario, el mandatario y su premier han salido a defender la ilegalidad así como los voceros del fujimorismo.

ESCONDITE EN EL EX CENIN

Reporteros gráficos de La República montaron guardia ayer y hoy las 24 horas del día frente a la puerta del Establecimiento Penal Barbadillo, alertas ante la versión de que material electoral de Fuerza 2011 habría sido escondido dentro del mismo penal a raíz de la inspección fiscal y sería retirado en las próximas 48 horas.

Personal de DIROES e INPE, cuya identidad nos reservamos, informó que material electoral había sido escondido en el segundo y tercer pisos del ex CENIN, el lunes 16, luego de que el domingo este diario publicara su denuncia.

Las fuentes indican que las llaves de los ambientes convertidos en escondite solo son manejadas por Fujimori y un agente del INPE cuyo nombre sería Fabián.

El único agente INPE en el equipo de resguardo del ex presidente que responde a ese nombre es Fabián Enciso Espina. Está asignado a ese cargo desde que Fujimori fue recluido en Barbadillo (Ver La República, domingo 15 mayo 2011).

El ex CENIN , antiguo penal policial, está situado al lado de la celda de Fujimori, pero dentro del espacio y jurisdicción cedida al INPE para habilitar el Establecimiento Penal Barbadillo.

Lo curioso es que ayer durante todo el día nuestros reporteros gráficos destacados en misión periodística a DIROES fueron seguidos y filmados desde un auto Nissan Sentra placa EGB 898.

Sus prepotentes ocupantes no aceptaron identificarse, pero al revisar la matrícula patrimonial del vehículo constatamos que pertenece al Instituto Nacional Penitenciario.

Fernández y García defienden versión de Keiko

En un claro intento por desacreditar a La República la premier y ministra de Justicia Rosario Fernández señaló que las investigaciones sobre el irregular ingreso de vehículos con propaganda electoral a la DIROES eran parte de una estrategia electoral.

Haciendo caso omiso a las continuas informaciones de la prensa, la ministra Fernández dijo que Fujimori solo cuenta con una celda de 3 por 3 metros. Omitió el espacio en el que recibe a sus visitas, su taller de arte y el campo para sus cultivos personales.

Sobre la guardia que acompaña al ex presidente por varios años, Fernández justificó la situación con el argumento de que esto se repite en muchos penales debido a que no cuentan con el presupuesto necesario para rotar al personal.

Contradiciendo la reacción inicial de pedir investigación profunda y rigurosa en la DIROES, el presidente García expresó ayer que “habría que ser ingenuo o bien tonto para decir que dentro hay un depósito, cuando puede estar en cualquier lugar de Lima”. Lució confiado en el informe fiscal que adjuntamos.

Publicación original.

Confirmado: desde Diroes se dirige campaña de Fuerza 2011

Nuevas evidencias. Un arsenal de gigantografías, cocinas, tazas, polos, gorros, etc. Propaganda electoral es enviada directamente desde los centros de producción al local ubicado en la puerta de la celda de Alberto Fujimori y no a la sede central de Paseo Colón.

Edmundo Cruz y Jonathan Castro.

po02.jpg

En réplica a un informe de La República, la candidata presidencial de Fuerza 2011 Keiko Fujimori dijo ayer sin inmutarse: “Al lado de la prisión de mi padre, en la Diroes, hay un local de campaña como hay cientos de bases a nivel nacional”.
Pero el local de Fuerza 2011 ubicado al lado de la puerta del Establecimiento Penal Barbadillo, donde está recluido Alberto Fujimori, no es un local cualquiera. Por su actividad, fácilmente puede ser visto como el principal centro de aprovisionamiento y distribución de material propagandístico del fujimorismo para esta segunda vuelta.

En el umbral mismo
El fujimorismo no habría podido encontrar un inmueble más cercano. El local ubicado en el Lote 40, de la Manzana A, Urbanización Florida II, no está ubicado en la vereda del frente, sino en la misma manzana de la Diroes.
La pared del fondo del local partidario de Fuerza 2011 es colindante con la repartición policial.
La primera casa ubicada a la derecha de la puerta del penal es el local de Fuerza 2011. Tiene un área de 250 metros cuadrados y fue alquilado en el 2008 en pleno juicio al ex mandatario, en previsión de la sentencia que se le impusiera.

De Wilson a la Diroes
Ayer, La República visitó los talleres de DLG Multiservices. Habíamos observado el ingreso frecuente de una camioneta de propiedad de esta impresora al penal de Diroes y nos intrigó. Encontramos al personal trabajando a todo dar en la confección de tres mil gigantografías con la imagen de Keiko Fujimori y de su padre (ver al lado fotos de la visita), de 3 por 2 metros. Era el pedido de la semana. Las imprimían en los stands 140 y 125 del Cyber Plaza, segundo piso.
Lo cierto es que una camioneta Volkswagen Amarok, placa B5S 843, de esta empresa fue vista por La República ingresando a Diroes el 19 y 28 de abril y el 9 de mayo, cargada de gigantografías, hecho que motivó nuestra visita a esa empresa.
¿Por qué este material fue llevado a Diroes y no al local central de Fuerza 2011, de Paseo Colón 422, Cercado de Lima?

Verificación y reparto
El sábado 14 de mayo, un visitante fujimorista salió portando un paquete al hombro. Nuestro reportero gráfico lo siguió (ver fotos edición del domingo 15) y comprobó su ingreso al local de Fuerza 2011 del Lote 40, a 20 metros del penal. Allí descargó la mercadería electoral y recibió otra adicional.
Otras veces, los vehículos ingresan hasta dentro del penal y después salen a depositar su carga en el local-almacén del Lote 40.
En muchas ocasiones han salido directamente a desempacar las infografías en plena calle y a adornar los Keiko Buses para salir con rumbo a otros distritos.
Los taxistas son excelentes fuentes de información. En las tantas veces que hemos recurrido a sus servicios para ir a Diroes, hemos escuchado dos historias sobre servicios prestados para ingresar al penal.
A fines del 2010, Miguel Ramírez, candidato al Congreso por Fuerza 2011, uno de los promocionados y de los que más ha aportado a la campaña fujimorista, contrató un taxi para ingresar al penal. Llevaba consigo un modelo de cocina a gas para que el interno verifique si tenía las características adecuadas para sortearlas entre sus simpatizantes. Las camionetas que más han sido vistas llevando material al local de campaña cerca de la Diroes son de su empresa, PROINSA Representaciones.
Otro veterano del servicio público contó una función parecida para el caso de los polos. Este trasladó polos de Barbadillo a una empresa de transportes rumbo a Cañete.

LOS DE LA VISTA GORDA
Todo esto ocurre a vista y paciencia de las autoridades de Diroes e INPE. Cuando Fujimori fue extraditado de Chile e internado en el penal acondicionado en esa gran unidad policial, el director de la Dirección de Seguridad de Penales (Dirsepen) era el general Alfredo Miranda Benavides, de la ex Guardia Republicana, integrante de la promoción del ex ministro del Interior Octavio Salazar y del actual ministro Miguel Hidalgo.
Le sucedió en esa responsabilidad Gudencio Debenedetti Vargas Machuca, ex Guardia Civil, cuestionado por malversar fondos de la dirección policial del Callao. El caso está en inspectoría, pero el alto oficial sigue en actividad como director de planeamiento y presupuesto de la PNP.
Debenedetti ocupó el cargo dos años. En su oficina de los Cibeles, en el Rímac, era muy visitado por Carlos Raffo. Bajo su gestión se acostumbraba a recortar el número de visitantes a Fujimori.
Por breve lapso, Dirsepen tuvo como director al coronel Hugo Delgado. Hasta que asumió el cargo el coronel PNP Eduardo Mendoza Sana, también de la ex Guardia Republicana.
Mientras tanto, en el alto mando de la Diroes se sucedieron del 2008 a la fecha el coronel Armando Martínez Salazar, un cercano colaborado del hoy congresista por Fuerza 2011 Octavio Salazar Miranda.
El 2009 lo relevó el coronel PNP Hernán Valdivieso Carpio, quien fue sorprendido por la prensa paseándose con el interno ex presidente fuera del penal.
El coronel Edinson Zúñiga Alva gobernó durante el 2010 y el actual jefe es el coronel PNP Fredy Roncal Jiménez.

El dato
Carga aérea. Una de las camionetas detectadas en los alrededores de la Diroes pertenece a la empresa de transporte aéreo Aeromaster del Perú (placa LGF790). Esta línea se dedica al traslado, entre otras cosas, de encomiendas entre provincias. ¿Qué hace una camioneta de esta empresa cerca de la celda de Fujimori? ¿Lleva o deposita material? ¿O también el inquilino del penal de Diroes corre a cargo de envíos propagandísticos al interior del país?

Fujimoristas rodean toda la Diroes
Dos meses antes del inicio del megajuicio en el Fundo Barbadillo, los fujimoristas alquilaron un lote de 20 por 10 metros en la Manzana G, Lote 1, de la avenida Marcos Puente Llanos. Habilitaron un comedor popular, computadoras y un televisor para seguir el proceso. Ahí se gestó el grupo de “caras pintadas” organizado por el comando Gerardo Pedro Rejas Tataje.
En la misma avenida, a 50 metros de la puerta principal de la Diroes, en un descampado, armaron una segunda base. Esta vez la cercaron con esteras y la tomaron para realizar sus reuniones. Desde ese local se organizaban las pintas por la inocencia del ex presidente. En la puerta colocaron una inscripción que decía “Prensa amarilla, cachorra de caviares”.
Hace dos años alquilaron el local actual. Pero ese almacén no es el único. Con regalos y buenos tratos, los fujimoristas han ido haciéndose de la confianza de todos los vecinos de la puerta 2 del ingreso Sur-Oeste de Barbadillo.

cifras

18 mil nuevos soles fue lo que gastaron en 3 mil gigantografías la semana pasada.
20 vehículos fueron registrados el jueves 5 de mayo, el día de más visitas.

Link original.

Fujimori supervisa y reparte material de su hija candidata desde DIROES

El colmo. Fujimoristas asumen seguridad perimétrica de la prisión del ex presidente. Camiones para cuatro toneladas de carga ingresan al recinto penitenciario repletos de cocinas, gigantografías, tazas y polos en medio del silencio cómplice del INPE y la DIROES.

Edmundo Cruz y Jonathan Castro.

po02.jpg

 

Anteanoche viernes 13, a las siete de la noche, media docena de personas vestidas de civil, entre ellas dos damas, vigilaban la puerta de ingreso al penal donde está recluido el ex presidente Alberto Fujimori.
Ningún personal de DIROES ni del INPE, responsables de la seguridad del lugar, resguardaba el punto, sino este grupo de partidarios políticos del interno ex presidente.
Fueron ellos los que no nos franquearon el paso. A gritos ordenaron que no se nos atendiera cuando tocamos la puerta para pedir explicaciones por este cambio extraño en la seguridad perimétrica del penal. El policía que desde el interior se disponía a atendernos les hizo caso y prácticamente nos tiró la puerta. En tanto una de las mujeres apostadas afuera se lanzó a agredir a la reportera gráfica de este diario que registraba el momento.
A nuestras preguntas, los varones dijeron que no eran ni de DIROES ni del INPE, sino vecinos del inmueble ubicado en la Manzana A, Lote 40, de la Asociación Florida, inmueble que está alquilado por Fuerza 2011, según informó la Policía Nacional en un comunicado oficial (7 febrero, 2011). El lote sirve como depósito de material propagandístico y como alojamiento para las delegaciones de provincias de Fuerza 2011.
Responsable de la seguridad perimétrica de la DIROES es el coronel PNP Fredy Roncal Jiménez. El jefe actual del INPE es el ingeniero Jorge León, quien hace poco relevó a Leonardo Caparrós.

COLADERA
Lo cierto es que luego de la primera vuelta, el flujo de visitantes al penal de DIROES se ha tornado muy activo. Un indicador elocuente es el tráfico de vehículos particulares que ingresan a visitar al sentenciado ex presidente.
La República ha registrado el ingreso de 154 camiones, camionetas y automóviles, con sus respectivas placas de matrícula y los datos patrimoniales básicos. La pesquisa se ha efectuado en una muestra de 18 días entre el 8 de abril y el día 12 del presente mes.
La novedad es que antes de la segunda vuelta los camiones con material propagandístico se estacionaban en la puerta y no ingresaban al penal. La propaganda se almacenaba en el local alquilado en la misma puerta de DIROES, a unos 30 metros.
Después del 10 de abril, el ingreso se ha liberalizado. Por ejemplo, los vehículos de carga marca KIA k3000 (placa A4T829) y Audi A4 (placa CGJ894) de propiedad de la empresa Convertidora El Pacífico entran directamente hasta el penal del ex presidente y descargan.
Otro asiduo visitante vehicular es la camioneta Volkswagen modelo Amarok 2.0 (placa B5S 843), cuya dueña es la empresa de impresiones DLG Multiservices. Ingresó a la DIROES el 19 y 28 de abril y el 9 de mayo.
La República comprobó en la primera vuelta que esta impresora corrió a cargo de la producción de las gigantografías de Kenji Fujimori. La presencia de esta camioneta en DIROES indica que se trata de una caserita gráfica de la familia.
Esta camioneta ingresa primero al penal para que el ex presidente verifique el material entregado y luego las gigantografías son trasladadas a la puerta de la DIROES para que un equipo de operadores armen los Keiko-Buses bajo la dirección del comandante Gerardo Rejas Tataje.
La celda de Fujimori, de mil metros cuadrados sin considerar el área de cultivos y la losa deportiva, es suficientemente amplia para albergar una cantidad considerable de material propagandístico, que él reparte directamente.
Precisamente la foto abridora de esta nota muestra a uno de sus seguidores saliendo cargado con un paquete de afiches y volantes de la candidata de Fuerza 2011.
Otro rubro importante de la logística electoral es la vajilla que comprende cocinas, tazas y menaje doméstico en general y que es parte importante de los argumentos de convencimiento político. Esto también pasa por la supervisión del ex mandatario.
Para este tipo de verificación ingresaron al penal la camioneta Toyota Hilux (placa PIR942) y otra marca Nissan Frontier (placa PIV455), pertenecientes a la empresa Yuramarca Perú SAC, dedicada a la fabricación de productos plásticostales como las tazas que Kenji regaló en su campaña.
Fueron vistas dichas camionetas en las puertas de la celda de Fujimori los días 8, 11, 23, 27, 28 de abril y 9 y 12 de mayo.

¿SUITE IMPERIAL?
Los miles de presos del Perú ya quisieran tener una celda como la que alberga al expresidente Alberto Fujimori en la DIROES.
Sala de visitas y conferencias, amplio comedor y dormitorio, taller de arte, campo de cultivos y losa deportiva. Trabajadores y policías a su servicio. Y sobre todo autoridades que le dejen vivir como si estuviera en libertad.
La sala de visitas y conferencias funciona a todo tren por estos días. Siempre contando con la complacencia del INPE y la DIROES. Entre los más recientes usuarios de ese novísimo ambiente se cuentan delegaciones del VRAE (Valle del Río Apurímac y Ene) y de Chimbote. Fue fácil saberlo porque los policías salen hasta la misma puerta del penal y llaman a los delegados por su lugar de origen.
La representación de Chimbote vino a consultar con el interno de DIROES y no con la candidata presidencial cómo resolver problemas de unidad orgánica surgidos en Fuerza 2011 de Áncash con el apartamiento de María López Córdova electa congresista.
La sala acaba de ser ornada con la imagen a medio cuerpo de Alberto Fujimori, una pintura en la prisión al estilo de Abimael Guzmán, de un metro 60 de alto por 2 metros de ancho.
Algunos de los visitantes salen orondos y regalados con algunos de los productos que cultiva el interno. Tiene preferencia por las paltas.
Entre los beneficiados se cuentan los policías. No solo son regalados con paltas sino con volantes y gigantografías de la hija del interno.

EL COMANDO
Personal de EsSalud y un médico y enfermera particular cuidan de su salud. Media docena de trabajadores apoyan sus hobbies artísticos. Pero tal vez los más cercanos sean los operadores políticos. Gerardo Rejas Tataje, el comando de Chavín de Huántar es su incondicional escudero y algo más confiesan las propias fuentes fujimoristas. Organizador de “La Célula” que recorrió el país recolectando las firmas para Fuerza 2011 y de “caras pintadas”.

TC tendría lista ponencia a favor de hábeas corpus
Fuentes extraoficiales del sistema judicial informaron que una ponencia favorable al hábeas corpus interpuesto por la defensa de Alberto Fujimori la tendría lista el Tribunal Constitucional que preside Carlos Mesía Ramírez.
La ponencia gozaría de la aprobación de la mayoría de integrantes del TC, entre ellos el presidente y se aprobaría luego de la segunda vuelta. Se ha filtrado inclusive el nombre del ponente: Ernesto Álvarez Miranda.
El hábeas corpus plantea la nulidad de la resolución de la sala presidida por Duberlí Rodríguez Tineo que confirmó la sentencia de 25 años de prisión por delitos contra la humanidad impuesta a Alberto Fujjimori.
Se argumentaría que 2 de los miembros de esa sala (Biaggi y Barrios) fueron cesados a raíz del golpe de Estado encabezado por el sentenciado, lo que cuestionaría la independencia y objetividad de la resolución. El quid: César San Martín también fue cesado en esa oportunidad. Entonces, el argumento se extendería a la sentencia misma.

Vehículos de los visitantes
El primer día (8 de abril) se reconocieron 7 vehículos. Los más notorios fueron un Toyota Hilux (PQQ428), a nombre de BCP, y las camionetas Nissan Frontier (PIV455) y Toyota Hilux (PIR942) de la empresa Yuramarca Perú SAC.
El 11 de abril, aparecieron camionetas de 3 empresas: Dodge Ram 1500 (A2B816) de Proinsa Representaciones S.A.C. del ex candidato fujimorista Miguel Ramírez, una Suzuki Jimny (LGZ107) de la empresa Rowan General Services S.A.C y Renault Megane II (CIJ674) de la empresa Tecno Formas S.A.
Cuatro vehículos que se estacionaron figuran como robados en Registros Públicos: Nissan (TQ1013) de la empresa L.S.C. E.I.R.L., Daewoo Tico (AOG029) de Segundo Flores Fernández; Honda Partner (TGL769) de Martina Velásquez Porras y un Toyota Corona (SO4491) de Manuel Salinas Sunhan.
Seis autos están a nombre de Bancos: Continental (2), BCP, Financiero, Scotibank y BIF.
La camioneta con el mayor número de visitas es la PIR 942 de la empresa Yuramarca Perú S.A.C., la que lleva las tazas.
A raíz de nuestras publicaciones, el comandante Rejas Tataje dejó de usar la camioneta de placa RQH771 para cambiarla por un Peugeot 306 XN de placa BGJ465.

Publicación original.

Ellos son los operadores de Keiko Fujimori

 

‘Caras pintadas’ son la fuerza de choque y el núcleo gestor de F-2011. Seguidores fujimoristas realizaron 30 ataques e intimidaciones contra magistrados, entidades de DDHH y ‘El ojo que llora’ durante juicio al ex presidente Fujimori. Conózcalos.

Edmundo Cruz y Jonathan Castro.

pag_3.jpg

La reciente colocación de coronas fúnebres en la puerta del diario La Primera obliga a recapitular los operativos intimidatorios de este tipo ocurridos desde el inicio del juicio a Alberto Fujimori, el 10 de diciembre del 2007.

Esa mañana, alrededor de DIROES, donde se procesó el megajuicio, un núcleo de operadores al mando del comandante Gerardo Rejas Tataje, ex comando Chavín de Huántar, entró en escena.

Rejas pintó de naranja los rostros de sus seguidores –por lo que fueron bautizados como los “caras pintadas”– y se aprestó a bloquear el paso de los ómnibus que transportaban a los abogados, personal administrativo del Sistema Judicial, testigos y familiares de las víctimas de Barrios Altos y La Cantuta. El objetivo fue impedir la apertura del juicio, pero fracasó.

En realidad, el comando se venía estructurando desde comienzos del 2003. Su primera acción fue el ataque al local de Aprodeh (Asociación Pro Derechos Humanos) para agredir a la abogada Gloria Cano, el 27 de enero del 2003. Lo dirigió José Contreras Jimeno, lugarteniente de Rejas Tataje, conocido con el mote “Banzai” (grito de lucha japonés).

El 21 de setiembre del 2007 su accionar fue más notorio. Un grupo liderado por Patricia Vásquez Bocanegra ingresó violentamente al Palacio de Justicia, rompió una ventana y destrozó la Mesa de Partes Única de la Corte Suprema. Terminó colocando una banderola en el frontis del edificio protestando por el fallo chileno.

Dos días después, otro piquete del mismo comando de Rejas Tataje atacó “El ojo que llora”. Quince personas armadas encadenaron al guardián y dañaron el memorial.

Pero el accionar de los “cara pintadas” –grupo conocido dentro de Fuerza 2011 como “La Célula”– se intensificó entre diciembre del 2007 y abril del 2009, el periodo que duró el juicio a Fujimori. La Coordinadora Nacional de Derechos Humanos le computó 30 operativos de violencia en ese lapso.

Aparte de las acciones tipo comando señaladas hasta aquí, “La Célula” ha llevado a cabo campañas mediáticas de difamación y descrédito, así como reglajes, seguimientos y psicosociales amenazantes vía correo electrónico.

Los objetivos conocidos han sido el fiscal del juicio Avelino Guillén Jáuregui y los familiares del general Rodolfo Robles Espinoza.
En esta dirección se alinea la reciente amenaza de Martha Chávez Cossio contra el presidente de la corte que juzgó a Fujimori: César San Martín, actual presidente del Poder Judicial.

Claves

Rejas tataje. Es hombre de absoluta confianza de Alberto Fujimori. En la actual campaña opera desde la puerta de DIROES y es el enlace del ex presidente con la dirección de Fuerza 2011. Con el pretexto de llevar medicinas, ingresa a diario al penal.

Banzai. José Contreras Jimeno es un cuadro de choque del fujimorismo y un activo difamador en blogs y su grupo en facebook “Haremos a Keiko Presidenta”.

Publicación original.