Según jefe policial, reestructuración mejorará la lucha contra delincuencia

Varias de las medidas anunciadas por Gral. PNP Raúl Salazar ya están en ejecución, mientras otras comienzan a vislumbrarse en la parte administrativa de la Policía.
Nueva estrategia. Otra vez se habla de cambios profundos en la organización y las funciones al interior de la Policía Nacional del Perú. La población aguarda que esta vez sí resulten.

El cambio más significativo en la Policía Nacional que se aplicará en el mediano plazo será la redistribución del personal y recursos logísticos de acuerdo con el índice de criminalidad, el área geográfica, crecimiento y desarrollo poblacional. Esto significará que los distritos en los que actualmente hay pocos policías y muchos crímenes tendrán una mejor proporción de efectivos para controlar las situaciones de riesgo.

Esta es una vieja deuda que tiene la institución con los ciudadanos, pero que el Director de la Policía, General Raúl Salazar, prometió revertir durante su presentación de ayer en la Comisión de Seguridad Ciudadana del Congreso, presidida por Renzo Reggiardo. Ellos fiscalizarán el cumplimiento.

En medio de una lluvia de anuncios, Salazar manifestó que tiene la perspectiva de especializar y reentrenar al personal según  su ámbito funcional. Se volvería a un esquema similar al que existía antes de la unificación de las tres divisiones de la policía durante el primer gobierno de Alan García.

Otra iniciativa es la creación de la División de Prevención del Delito contra la Propiedad Pública y Privada. Hoy no hay una unidad que se encargue de estos delitos llamados de usurpación. Está pensado en aplicarse para prevenir ataques a la propiedad durante los conflictos sociales, huelgas o situaciones de caos extraordinarios.

También habrá un proceso de adecuación de las regiones policiales de todo el país a una distribución por cuadrantes a cargo de las comisarías.

En este punto, Salazar afirmó que se implementa un sistema de vigilancia y seguridad por cuadrantes, al estilo colombiano.

Este plan plantea dividir la ciudad en varias zonas y encargar la seguridad a un grupo de uniformados. En el caso de Bogotá, la ciudad está dividida en 743 cuadrantes, cada uno de ellos resguardado por un grupo de seis agentes (4,458 en total). Cada cuadrante no se determina por el tamaño, sino por variables múltiples, entre las que figuran la tasa de criminalidad, las condiciones socioeconómicas y la facilidad para la movilidad.

En cuanto a la extensión del plan piloto de servicio franco a nivel nacional, ya se aplica en Trujillo, Comas y Callao, entre otras ciudades.

Otro de los anuncios fue la recomposición de dependencias policiales teniendo en cuenta el personal, armamento, zonas de emergencia, entre otros. La unidad básica, como comisarías, será de no menos de 10 efectivos policiales. Se implementarán unidades de inteligencia en cada una.

Entre los elementos normativos, Salazar planteó que se reglamente la ley del uso de la fuerza para la Policía que fue aprobado en el Congreso. Además, propuso consolidar el proceso de implementación del nuevo Código Penal.

La policía ha sugerido 14 modificaciones al nuevo código de procedimientos penales en lo que respecta a investigación criminal. Actualmente tiene mucho más peso en las investigaciones el Ministerio Público.❧

Implementarán “Puestos de Respuesta inmediata”

Como medida para enfrentar la delincuencia con mayor rapidez, la Policía pondrá en las calles los “puestos de respuesta inmediata” (PRI). Estos serán ubicados en las zonas de mayor incidencia delincuencial y otras en las que se requiera presencia policial inmediata.

Los PRI son unos carromatos pequeños -especie de buses- que serán remolcados por un patrullero. Son puestos de fácil movilidad. Allí se concentrarán los policías que se desplazan hacia puntos críticos.

La principal diferencia con los Puestos de Auxilio Rápido de la Municipalidad Metropolitana de Lima es su capacidad de traslado. Serán puestos en vías troncales, centros comerciales y lugares de gran afluencia.

CLAVES

Construcciones. El General Salazar se quejó de las pobres condiciones de infraestructura que tienen varias comisarías. Una de sus propuestas es la formulación del proyecto para la construcción de edificaciones y mejoramiento del laboratorio de criminalística.

anticorrupción. Como parte de la lucha contra la corrupción al interior de la institución, propuso un plan de cara al periodo 2012-2016. Se priorizará la celeridad del procedimiento disciplinario sancionador.

cuentas. Se reestructurarán los mecanismos de control de rendición de cuentas y de acceso a la información para que sea más transparente la adquisición de bienes y servicios.

reasignación. Suboficiales de tercera fueron reasignados a las Dirtepol. Se han enviado 200 suboficiales al Vrae, 150 al Huallaga, 150 a Dinoes y 250 a Dirandro.

Publicación original.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s