Los últimos días de El Averno

Un fallo judicial obliga a desalojar el concurrido rincón contracultural que funciona desde hace quince años en el jirón Quilca. La ‘movida’ artística que sus paredes acogían tendrá que encontrar un nuevo espacio. El local, que alguna vez fue visitado por artistas como Manu Chao o Cafe Tacuba, empieza a decir adiós.

 

Resistencia. Herbert Rodríguez (extremo izquierdo), Leyla Valencia (al centro), Jorge Acosta  (extremo derecho)y sus compañeros quieren mantener el Centro Cultural.

Los encuentro caminando de noche por el bulevar de la primera cuadra del jirón Quilca. Cargan unas bolsas plásticas en las que llevan productos comestibles que acaban de comprar. Visiblemente cansados, Leyla Valencia y Jorge “el negro” Acosta me abren la puerta del centro cultural El Averno para conversar. Son los administradores del local y están preocupados porque la última resolución del juicio de desalojo que enfrentan fue adversa. Han interpuesto una acción de amparo, pero eso solo les da una remota esperanza de no ser expulsados en unos veinte días.

Continuar leyendo

Anuncios

Smartphones en guerra

Es el negocio más apetecible para las marcas productoras de celulares por su rápido crecimiento. Se prevé que este año todo el mercado móvil peruano facturará más de US$ 600 millones y el 45% de ese monto estará destinado a la compra de teléfonos inteligentes.

 

Vencedores. En el mercado internacional, Apple y Samsung les llevan la delantera a los otros equipos. Blackberry va quedándose atrás.

Antes de morir, Steve Jobs quería acabar con Android, el sistema operativo de software libre para móviles, pues consideraba que era una copia robada de sus diseños para Apple. Estaba dispuesto a gastar hasta el último centavo de los 40 mil millones de la cuenta de Apple con tal de hacerlo. Pero perdió la batalla.

Continuar leyendo

El candidato sombrío

A estas alturas, los esfuerzos de la oposición no han logrado cristalizarse en una candidatura alternativa a la presidencia del Congreso que pueda hacerle sombra a Víctor Isla. Pero la actividad de este en el Legislativo deja mucho que desear. No responde a llamadas ni quiere brindar entrevistas. Es un hombre hermético que, da la impresión, no es amigo de la transparencia.
10a.jpg

 

Desde su nombramiento como candidato del oficialismo a la presidencia de la Mesa Directiva del Congreso, Víctor Isla se ha mostrado esquivo con la prensa. La verdad es que desde la campaña electoral ya estaba ausente. Algunos de sus colaboradores en Loreto nos revelaron algunas características del sombrío personaje que ya tiene casi asegurada la dirección del Legislativo para el próximo periodo.

Continuar leyendo

El obsesivo Batman

Es considerado la mejor encarnación de Batman y Bruce Wayne de todas las películas sobre el superhéroe, dejando atrás a Adam West, Michael Keaton, Val Kilmer y George Clooney. Es un actor metódico, que experimenta lo que sea necesario para desempeñar los roles que va a protagonizar.

 

No fue fan.  Bale no tuvo ningún interés por el cómic cuando fue niño. Recién comprendió la complejidad de su personaje cuando leyó el clásico Batman: Año uno, de Frank Miller, para la primera película de la trilogía.

Hollywood nos ha acostumbrado a actores que ganan algunos kilos para protagonizar sus papeles. Ejemplos sobran: George Clooney en Syriana, Will Smith en Alí, Robert de Niro en Toro salvaje, Russell Crowe en Red de mentiras, entre otros. Pero Christian Bale hizo lo contrario en El Maquinista (2004): bajó dramáticamente 28 kg para interpretar a Trent Reznik, un operario de una fábrica decrépito, insomne y atormentado luego de haber atropellado a un niño. Tal proeza física solo se puede explicar por el peso que la actuación tiene en su vida.

Continuar leyendo

Vejez y locura en la Vida y obra de Gabo

Considerado el escritor más talentoso de la lengua española, García Márquez vive en México, al margen de todo resplandor mediático. Esta semana esa discreción en torno a su vida se diluyó en medio de una ola de rumores provocada por uno de sus hermanos, quien afirmó que sufría demencia senil. Lo cierto es que la locura y la decrepitud no son temas nuevos para el escritor de Cien años de soledad. A 30 años de haber conquistado el Nobel de Literatura, la salud de Gabo preocupa ahora a sus millones de lectores.

Gabriel garcía Márquez, escritor colombiano.

Para mitigar la pérdida de memoria provocada por la peste, José Arcadio Buendía empezó a marcar todos los objetos a su alcance con su nombre y finalidad. De este modo prolongó la solución temporal que su hijo Aureliano había ideado para nombrar las cosas de su laboratorio, luego de que la peste llegó a Macondo. Pero esta fórmula estaría destinada al fracaso cuando todos los hombres del pueblo empiecen a olvidar cómo leer.

José Arcadio Buendía emprendió la construcción de una máquina de la memoria. Ya había elaborado catorce mil fichas para repasar las nociones más elementales de sobrevivencia, cuando encontró a un viejo conocido en la sala de su casa. Allí, Melquíades, el gitano que volvió de la muerte, le dio de beber un brebaje que logró que José Arcadio Buendía recupere la memoria al instante. Continuar leyendo

De músicos, astros y santas

Personajes de la cultura popular peruana dominan la última muestra que el artista gráfico Cherman ha montado en el Centro Cultural Ricardo Palma, en Miraflores. Músicos, deportistas y santos aparecen retratados aquí, en lo que constituye un homenaje personal a los hombres y mujeres que fueron construyendo lentamente los rasgos de nuestra identidad.
Cherman. Lleva dos décadas en el arte gráfico. Su principal anhelo es que los niños vean su obra para que se interesen por la historia de los personajes que ilustra.

Bajando las escaleras, al lado izquierdo de la galería, descubro un salón oscuro apenas iluminado por haces de luz verde y roja. Entre las imágenes de Vallejo, Mariátegui, Basadre y Eielson, resalta un cuadro de fondo negro y vinil reflectivo, es el de “El trovador andino”, Paulino Rebaza Rodríguez.

Cherman, Germán Kino Ganoza, lo descubrió de casualidad y decidió investigar quién era. Empezó por Youtube. Así se dio con la sorpresa de que este músico, apenas reconocido ahora, es el autor de varios huainos populares como “Canchis canchis”, “La flor de papa”, “Cholo macho”, “Rayo negro”, entre otros. Fue el precursor del huaino pícaro y la cumbia tropical allá por los años sesenta y setenta del siglo pasado. Y Cherman decidió hacerle su propio homenaje: un cuadro a dos colores y otro estilo estampilla, junto a la imagen del “Cholo” Luis Abanto Morales. “Perú con P de paisano, popular & proletario”, se lee al lado de su rostro.

Continuar leyendo