“Guzmán no es el pensador que alucina ser”

Su libro sobre Sendero Luminoso y Abimael Guzmán, Profetas del odio, provocó el ataque del Movadef. Gonzalo Portocarrero fue víctima de los insultos de la militancia senderista por calificar a su líder como “aprendiz de brujo” y como un charlatán dispuesto a canjear a sus militantes por mejores condiciones carcelarias. Esta es su visión sobre la caída del senderismo.

Análisis. Portocarrero sostiene que Guzmán se preocupaba muy poco por sus militantes.

El golpe del que nunca pudo recuperarse el grupo terrorista Sendero Luminoso fue la captura de su cabecilla Abimael Guzmán. Su detención no solo significó un debilitamiento orgánico sino también un cambio en el discurso: pasaron de ensalzar la violencia a la defensa jurídica para salvar sus propios intereses.

Continuar leyendo

El reclamo de los Apus

Los apus de las cuencas de los ríos Pastaza, Tigre, Corrientes y Marañón (Loreto) vinieron a la capital para exigir que se realice la primera consulta previa en su región, afectada por cuarenta años de contaminación petrolera. La licitación de explotación de Pluspetrol en el lote 1AB vence el 2015 y el Estado convocará a un nuevo concurso. Ellos no quieren que la historia se siga repitiendo.

Reclamo. Andrés Sandi Mucushua (río Corrientes), David Chino Dahua (Pastaza), Froilán Pizango (Tigre) y Alfonso López (Marañon) plantearon su demanda en la Defensoría del Pueblo.

Preferían pescar cruzando la frontera con Ecuador antes que consumir los peces de su propio río. Al fin y al cabo, el trayecto hacia el país del norte no era muy largo para las distancias que ellos acostumbran recorrer en la selva. Tan solo cuatro horas demoraba el viaje si iban en “peque peque”, y una hora y media si tenían la suerte de ir en deslizador. Los derrames constantes de petróleo habían cambiado el ecosistema en la cuenca del río Pastaza, y acabado con gran parte de la vida fluvial.

Continuar leyendo

La pelea por el periodismo

La primera temporada de la serie de TV The Newsroom ha generado expectativa en EEUU por tratar temas periodísticos reales. En sus capítulos critica al Tea Party y a los responsables del derrame del golfo de México.

Conflictos. Al conductor Will McAvoy le costará acostumbrarse al estilo de su productora y ex pareja Mackenzie McHale.

Jim Harper (John Gallagher Jr.) rechazó una buena oferta laboral por seguir a su ex jefa Mackenzie McHale (Emily Mortimer) en su nuevo proyecto como productora de noticias en el canal Atlantis Cable News (ACN). De visita en los estudios, ambos se dan con la sorpresa de que han sido contratados sin que el presentador y editor del programa News NightWill McAvoy (Jeff Daniels), estuviera de acuerdo. Dos semanas antes de que el renovado programa saliera al aire, sus puestos ya estaban en riesgo.

Continuar leyendo

La (r)evolución de Lady Gaga

Cuando la megaestrella pop borró de su Facebook la fecha reservada para el Perú en la gira The Born This Way Ball sus fans se asustaron. Pero en los últimos días se confirmó que la fecha de su concierto en el estadio de San Marcos será el viernes 23 de noviembre. El show promete dejar pequeño al anterior, Monster Ball Tour.

La promesa. Se espera un show impecable junto a un grupo de danzantes de primera categoría. Pueden adelantarse viendo el concierto completo en http://youtu.be/ARyuL6ezwCs

Al golpe de bombos, se van encendiendo las luces moradas y azules que iluminan un castillo medieval de cinco pisos construido para la gira The Born This Way Ball. Del lado izquierdo, primero aparecen siete hombres con armas y banderas con la inscripción G.O.A.T. (Government Owned Alien Territory). De cintura para abajo, los uniformados solo visten mallas. Mientras se forman, otro bailarín jala un caballo mecánico sobre el cual se encuentra Lady Gaga cantando la primera canción de la noche: “Highway Unicorn”.

Continuar leyendo

Sobreviviendo en la aulas

La prolongada huelga que ha llevado a cabo el Conare senderista dejó en un segundo plano un problema real: los profesores de colegios públicos ganan salarios exiguos. Ninguno de ellos puede sobrevivir con ese sueldo y tienen que buscar otros ingresos que les quitan tiempo para su preparación y sus familias. Tres historias de profesores que viven con lo justo y no pueden capacitarse.

Malestar. La preocupación por el salario de hambre que gana no permite arrancarle una sonrisa para la foto a Nélida Álvarez, profesora pública en Collique.

Cada fin de semana, la profesora Nélida Álvarez Espinoza se ve forzada a incorporarse a las filas de los cocineros del albergue del Hospital de la Solidaridad de Surquillo. Viaja 30 kilómetros desde Collique, en Comas, hasta la cuadra 7 de Angamos Este. Allí prepara desayunos, almuerzos y cenas durante el día. Por ese trabajo, Nélida gana 35 soles los sábados y 50 los domingos. En estos meses no ha faltado un día, pues aún no le depositan ni el primer sueldo de este año por su trabajo como profesora en el Colegio 2060 Virgen de Guadalupe, de Collique. Nélida confía que este mes su situación se regularice.

Continuar leyendo

Lo que cuesta ser policía

Son suboficiales de la PNP, pero el Estado los maltrata. No solo con sueldos exiguos, también los obliga a comprar uniformes, botas, borceguís, armas, municiones y casi todos los implementos que su trabajo requiere. César Vilca y los otros agentes caídos en la fallida Operación Libertad carecían de las armas que pudieron salvarles la vida.

LUTO.  Afligida Reyna Vega, su esposo Dionisio Vilca y Janeth,  la hija de ambos.

Pocos meses antes de morir, el suboficial César Vilca le dijo a su padre: “Quiero comprarme un revólver”. En la Dinoes, sus instructores le habían aconsejado contar con un arma propia para su defensa personal.

Los fusiles de la Policía, le advirtieron, fallan a menudo y los pocos implementos que les entregan suelen ser de muy mala calidad. Un arma más en el cinto podía hacer la diferencia en un combate prolongado.

Dionisio Vilca, su padre, le dijo que no era una buena idea. Tenía miedo; César era demasiado joven y podía cometer una imprudencia. Sabía que su hijo era disciplinado, pero lo abrumaba leer historias de policías borrachos que terminaban en la cárcel por meterle un tiro a cualquiera. No quería ese destino para su heredero.

Continuar leyendo